10 sep. 2017

Blockade Billy — Stephen King

BLOCKADE BILLY — STEPHEN KING
Título original: Blockade Billy
Páginas: 170
Editorial: DeBolsillo
Stephen King vuelve a mostrarnos su talento narrativo en este libro que aúna dos relatos cortos de sabor intenso. "Blockade Billy" nos introduce en la misteriosa vida de William Blakely, el mejor jugador de la historia de baseball al que, asombrosamente, nadie recuerda ya. Su rastro ha desaparecido por completo de todos los registros deportivos. Y con razón. El joven Billy ocultó un oscuro secreto que sólo el maestro indiscutible del terror contemporáneo podía desvelar. En "Moralidad" conoceremos a una joven enfermera atrapada por la turbia proposición del acaudalado y anciano reverendo al que cuida. Dividida entre sus principios y una acuciante situación económica, su decisión cambiará su vida y la de su marido para siempre.
Una lectura escalofriante para los amantes de las sensaciones fuertes. 

El mes de Septiembre decidí dedicárselo completamente a las lecturas de Stephen King y lo inicié con Blockade Billy. Éste libro lo conseguí a un excelente precio gracias a que Proceso saca colecciones de Stephen King cada determinado tiempo, y Blockade Billy fue de los que afortunadamente encontré del año pasado. Admito que lo compré meramente por ser King y porque estaba casi regalado (quiero TODO lo de King en mi colección) pero en realidad no sabía nada de nada sobre el libro (además del obvio caso de que trata sobre baseball). Fue un comentario en Instagram por el cual me enteré que el libro en sí estaba dividido en dos historias cortas. También que la historia de Blockade Billy no les había gustado por sus tecnicismos sobre Baseball. Así que esos comentarios me dieron aún más ganas de leerlo para ver si terminaba opinando lo mismo o algo diferente.

El libro se cuenta através de una plática de un anciano retirado llamado George Grantham donde le cuenta a Stephen King sobre la temporada de cuando fue entrenador de los Titanes de Nueva Jersey en 1950. Antes del inicio de la temporada el equipo se ve forzado a llenar el espacio de dos catchers, y el reemplazo es William Blakely, un tipo un tanto lento de entendimiento pero una bestia en el juego, ganándose así el apodo de Billy "Blockade" Blakely, y termina siendo indispensable para el equipo. Pero comienzan a suceder extraños accidentes entre los jugadores y George Grantham comienza a sospechar de Billy, la ahora estrella del equipo.

El segundo cuento trata sobre un matrimonio que sin importar el esfuerzo, el ahorro o las horas de trabajo, no parecen prosperar, el dinero se les evapora entre las manos y siguen sumiéndose en deudas. El marido está trabajando en un libro pero sus horas como maestro no le permiten avanzar con su escritura y no veían cercano el día en que pudieran estar monetariamente más holgados y con el libro publicado logrando ganancia. Es por eso que cuando les ofrecieron una suma de dinero a cambio de un favor de poca moral, casi ni dudaron en aceptar a pesar de todas las consecuencias que podrían resultar en su contra. Necesitaban ese dinero y no imaginaban ninguna otra manera de conseguir una cantidad tan grande de dinero ¡ACEPTARON!

Las quejas que leí sobre éste libro eran más que nada por Blockade Billy, a la mayoría no les gustó y por lo que decían, era más que nada porque no estaban familiarizados con el deporte. Yo no soy la gran conocedora y muchísimo menos, no conozco equipos, ni jugadores, y mucho menos de los tecnicismos que usan, pero sí estoy familiarizada con el juego, conozco la mayoría de las reglas, lo he jugado muchísimas veces, mi hermano jugó en un equipo de niño y yo me tuve que aguantar todos sus entrenamientos y mi sobrino es mi propia versión de Blockade Billy porque es el mejor catcher de la historia (para mí, al menos) así que ajá, sé cómo va la cosa con el baseball. Y como dato curioso, una de mis películas favoritas cuando estaba creciendo era "El novato del año" así que sí, en lo que cabe, me agrada el baseball. Por lo mismo me gustó mucho la forma en que King escribió al respecto, ese ambiente baseballero, los juegos, la afición, las creencias y lo difícil que es para un jugador de baseball el reponerse de una lesión causada en el juego. Todo me gustó. A diferencia de todos los comentarios que recibí, para mí, éste fue el mejor cuento de los dos que vienen en el libro. No sabía qué esperar de él y admito que sí me sorprendió el giro en la historia. Es bastante sencillo, se lee súper rápido porque es corto, y entretiene. No es lo mejor de King que he leído pero tampoco está mal, yo sí recomendaría que le den una oportunidad para pasar el rato.

El segundo cuento a mi parecer es aún más rápido de leer y se desarrolla igual a mayor velocidad, todo sucede demasiado rápido. Nos enseña hasta donde puede llegar el ser humano por la necesidad o la creencia de que siempre se necesita más dinero para salirse de las deudas. Y me pregunto ¿Qué serían capaces de hacer a cambio de dinero? ¡Mucho dinero!

Como siempre me encanta Stephen King, y sus formas retorcidas de presentar el lado retorcido de los seres humanos, y hacerlo de tal manera que es entretenido e interesante. A pesar de no ser muy fan de las historias cortas, fue un libro que disfruté con medida, no ha sido lo mejor que haya leído pero tampoco me quejo, no me tomó tanto tiempo acabarlo como para que me disgustara. Es excelente para pasar el rato y leer algo diferente. Si lo han leído me encantaría saber sus opiniones.

4 comentarios:

  1. Hola! La verdad es que hace mucho que no leo el genero y tampoco me atrae ahora mismo así que lo dejo pasar. Gracias por la reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    No he leído nada de Stephen King... así que de seguro en un futuro leeré este libro.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Hola Chester!!
    No tenía ni idea que este libro eran dos historias :O
    Espero hacerme con el pronto, por ahora estoy leyendo IT !!!
    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. Hola! No me he animado nunca con Stephen King pero el libro suena interesante y es corto, nada mal para empezar a conocerlo.
    Un abrazo enorme.
    Nos leemos.

    ResponderEliminar